in ,

¿Cómo funcionan los análisis de sangre para perros? ¿Qué análisis son los más importantes en la revisión?

Llevar al perro al veterinario es un cuidado que no se puede pasar por alto. La frecuencia dependerá de la etapa de la vida del animal: un cachorro necesita citas mensuales para evaluar el crecimiento y la administración de la vacuna; para un perro adulto sano, las consultas anuales son suficientes; Sin embargo, si hablamos de un perro anciano, el animal debe someterse a un chequeo cada seis meses. El análisis de sangre del perro es la principal evaluación que tendrá en cuenta el veterinario para comprobar el estado de salud del animal, pudiendo solicitarse otras pruebas según el caso.

El análisis de sangre del perro es la principal vía para garantizar un diagnóstico precoz e incluso prevenir la aparición de algunas enfermedades, lo que contribuye a la longevidad del animal. ¿Quieres comprender mejor la importancia de este tipo de chequeos? ¡Desvelamos algunas dudas comunes!

Después de todo, ¿para qué sirven los análisis de sangre para perros?

Al igual que con los humanos, los análisis en perros se pueden usar para una variedad de situaciones. Sin embargo, la mayoría de las veces, se solicitan antes de un procedimiento médico o quirúrgico y durante una cita de control. En estos casos, los análisis de sangre para perros ayudan a evaluar el estado clínico del animal, detectar posibles enfermedades o trastornos e incluso garantizar la seguridad de tu amigo en las operaciones. Estos exámenes caninos también pueden detectar afecciones infecciosas e inflamatorias, cambios en las plaquetas, anemia o la presencia de parásitos. Además, son la forma más eficaz de evaluar la aceptación corporal de ciertos medicamentos por parte del perro.

CBC es uno de los análisis de sangre más completos en perros

Si tienes un cachorro y habitualmente haces el chequeo anual con el veterinario, debes haber oído hablar del hemograma, ¿verdad? Encargado de diagnosticar diversas enfermedades, es el examen canino más solicitado. Pero, con tanta información, comprender los resultados del hemograma no siempre es una tarea fácil. Para ayudarlo, le explicamos la información principal proporcionada en este análisis para perros.

  • Hematocrito (HCT): responsable de medir el porcentaje de glóbulos rojos para detectar anemia e hidratación;
  • Hemoglobina y concentración de hemoglobina corpuscular media (Hb y MCHC): son los pigmentos de los glóbulos rojos que transportan oxígeno;
  • Recuento de glóbulos blancos (WBC): se utiliza para calcular las células inmunes en el cuerpo del animal. En este caso, los aumentos o disminuciones de WBC pueden indicar enfermedades como la leucemia canina;
  • Granulocitos y linfocitos / monocitos (GRANS y L / M): son tipos específicos de leucocitos que sirven para proteger al perro contra patógenos y organismos extraños. Por lo tanto, su caída puede indicar un sistema inmunológico debilitado;
  • Eosinófilos (EOS): son un tipo específico de glóbulo blanco que indica condiciones alérgicas o parasitarias;
  • Recuento de plaquetas (PLT): mide las células que forman los coágulos de sangre. Cuando se detecta un bajo nivel de plaquetas en perros, puede ser un signo de una enfermedad relacionada con el sistema sanguíneo, como la trombocitopenia, que es la disminución de las células formadoras de coágulos;
  • Reticulocitos (RÉTICOS): son los glóbulos rojos inmaduros del cuerpo del animal. Los niveles elevados, por ejemplo, pueden ser un signo de anemia regenerativa;
  • Fibrinógeno (FIBR): FIBR proporciona información importante sobre la coagulación sanguínea. En casos de niveles altos en un perro, puede ser un signo claro de embarazo.

Algunos tipos de análisis de sangre para perros también analizan el funcionamiento general del cuerpo.

Además del hemograma completo, el veterinario suele solicitar un análisis de sangre bioquímico en el chequeo para analizar algunas funciones del cuerpo del animal. Algunos ejemplos son:

  • Urea y Suero de creatinina: los cambios en estas tasas suelen estar asociados con problemas renales;
  • ALT y fosfatasa alcalina: funcionan como marcadores de una posible enfermedad hepática. En tales casos, se evalúan las concentraciones de sustancias relacionadas con la función hepática, como la albúmina;
  • Glucosa: esta bioquímica se utiliza para medir el nivel de glucosa en sangre del animal, facilitando el diagnóstico precoz de diabetes.

Este examen de laboratorio también permite comprobar los niveles de sustancias que influyen en la salud del perro, como hierro, potasio, sodio, calcio, entre otras. El veterinario sabrá exactamente qué tasas son importantes, teniendo en cuenta el historial de salud y edad del perro.

Otros análisis para perros indicados en el chequeo

Aunque los análisis de sangre para perros son esenciales, no son los únicos necesarios para proteger la salud de tu amigo. Esto se debe a que hay una serie de procedimientos que deben realizarse anualmente para verificar todos los aspectos del organismo del animal. En este caso, es habitual que el veterinario realice anamnesis, exámenes físicos y cardíacos junto con análisis de sangre. Para obtener una evaluación precisa de la condición de su amigo, obtén más información sobre los análisis para perros:

  • Anamnesia: este tipo de examen canino sirve para investigar posibles variaciones de comportamiento, hábitos alimentarios, hidratación y frecuencia del celo del animal;
  • Exámenes físicos: El propósito de estos tipos de chequeo de perros es revisar la piel del animal en busca de manchas, llagas y muda. Además, también puede servir para identificar la presencia de pulgas y garrapatas en el animal;
  • Exámenes cardiológicos: ecocardiograma, electrocardiograma, medición de la presión arterial y rayos X son algunos ejemplos de este tipo de exámenes para perros. En tales casos, generalmente se solicitan durante el control veterinario solo cuando es necesario.
  • Ultrasonidos: en algunos casos, el veterinario puede solicitar una ecografía, especialmente cuando se sospecha infección, presencia de cuerpos extraños, cálculos urinarios o renales, quistes o tumores. El examen también es importante para controlar el embarazo de las mujeres.
  • Análisis de orina: También se utiliza para evaluar la función renal del perro, esta prueba analiza desde la densidad urinaria y el pH hasta los signos de enfermedades sistémicas.

 

Marco

Escrito por Marco

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Gatos: raciones, comida húmeda y más | Tienda de mascotas Cobasi

¿Puede un perro comerse un plátano? ¡Descubre los beneficios de la fruta y cómo introducirla en la dieta de tu mascota!