in

Perro con gases ¿Qué hacer y cómo prevenir el problema?

Sufrir con gases intestinales no es algo restringido al mundo de los humanos: nuestros amigos de cuatro patas también pueden afrontar el malestar y el malestar de esta situación. Los gases de los perros pueden ser causados ​​por varias razones diferentes y algunas razas tienen más probabilidades de desarrollar flatulencias constantes. Para ayudarte a saber qué hacer si le sucede a tu cachorro o cómo prevenir el problema, hemos reunido a continuación todo lo que necesitas saber sobre los perros con gases: ¡echa un vistazo!

¿Qué puede causar el problema?

El caso de un perro con dolor de estómago y gases puede deberse a una serie de factores diferentes, que van desde los más sencillos de tratar y solucionar, hasta los más complicados. Los perros braquicefálicos, que tienen un hocico más corto y plano, por ejemplo, a menudo tienen gases causados ​​por este detalle anatómico. Vea otras razones del problema en esta lista a continuación:

  • Perros apurados: los perros que comen demasiado rápido son campeones cuando se trata de gases. Esto les pasa porque en las prisas por comer, junto con el pienso, terminan ingiriendo mucho aire, algo común en perros braquicefálicos como Carlinos y Bulldogs. En el tracto digestivo, este aire puede convertirse en gases y provocar muchas molestias;

  • Dietas desequilibradas: los animales que consumen alimentos de baja calidad o alimentos comunes que no se recomiendan para animales peludos pueden desarrollar un cuadro frecuente de gases en los perros;

  • Alergias a los alimentos: Además de la dieta desequilibrada, si su perro es alérgico a algún ingrediente o alimento específico, una de las posibles reacciones es la acumulación de gases intestinales;

  • Enfermedades relacionadas con la digestión: Algunas enfermedades que actúan en el tracto gastrointestinal (incluidas las provocadas por lombrices) tienen como uno de los síntomas la acumulación de aire en el vientre. En este caso, los gases suelen aparecer acompañados de otros signos.

Perro con gases: ¿qué hacer para paliar el problema?

Puede estar seguro de que su perro tiene gases, y las demás personas que viven con él se darán cuenta rápidamente. Uno de los principales síntomas de la flatulencia en los perros es el mismo que en los humanos: el olor desagradable de los gases liberados. Además, la acumulación de gases en los perros puede provocar dolor abdominal, distensión abdominal, falta de apetito y calambres.

Cuando las flatulencias de tu perro se vuelven frecuentes y tiene uno o más de estos síntomas, lo ideal es llevar a tu amigo al veterinario. Tras identificar la causa del problema, el profesional prescribirá el mejor tratamiento para la situación concreta de tu amigo, es decir: es mejor evitar cualquier remedio casero para los gases en perros que no haya sido previamente indicado por el veterinario.

¿Cómo evitar los casos de gases en los perros?

Como cualquier otra condición de salud, la prevención es siempre la mejor opción cuando se trata de gases en perros. Algunas enfermedades que tienen este problema como síntoma son más difíciles de evitar, pero puedes cuidar a tu amigo intentando prevenir otras causas.

  • Presta atención al momento en que come el perro: Si tu perro come demasiado rápido y termina con gases, cambiar la estrategia a la hora de ofrecerle comida puede ser una buena forma de empezar. Algunos platos de comida, por ejemplo, restringen el acceso del animal a todo el contenido a la vez, lo que obliga al perro a comer más lentamente. A la hora de comer, tu amigo necesita estar en un ambiente tranquilo, sin distracciones y que no estimule la ansiedad, para que no coma con prisa;

  • Evite las actividades físicas pesadas después de las comidas: si su perro se agita mucho durante el período de digestión, también puede tener gases, por lo que evitar las actividades físicas y jugar después de las comidas también es bueno para él;

  • Ofrezca siempre comida de calidad: La dieta equilibrada de tu perro es fundamental para mantener la salud en su conjunto y no solo en lo que respecta a los gases. En el caso de las raciones, es importante que sean de calidad, acordes con la franja de edad del animal o específicas de su estado de salud. Si eres un amante de los perros por naturaleza, es fundamental que la dieta de tu perro se desarrolle con la ayuda de un veterinario nutricionista, quien elegirá los alimentos adecuados y te enseñará la mejor manera de prepararlos;

  • Mantenga la desparasitación actualizada: Para protegerse de enfermedades causadas por gusanos que también tienen como síntoma gases, mantenga al día la desparasitación de su amigo. Con visitas frecuentes al veterinario, el profesional te dirá con qué frecuencia se necesita este medicamento en el caso de tu amigo.

Marco

Escrito por Marco

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Cómo calmar a un gato en celo y cuales son los síntomas

La guía definitiva para que decidas cómo llamar a tu mascota