in ,

¿Puede un perro usar una caja de arena?

Una de las mayores facilidades de tener un gatito como mascota es que puede hacer sus necesidades en el interior sin mucho desorden, pero ¿alguna vez te has preguntado si un perro también puede usar una caja de arena? Lo cierto es que muchos perros, sobre todo cuando aún son cachorros, tienen dificultades para encontrar el lugar adecuado para orinar y defecar, lo que puede ocasionar algún problema a sus dueños. La caja de arena que se utiliza con los gatos acaba siendo una herramienta que evita la suciedad y los malos olores en la casa y facilita la recogida de los desechos de las mascotas. Y sí, puedes enseñarle a tu perro cómo usarlo; solo necesitarás un poco de paciencia, por supuesto. ¡Mira algunos consejos a continuación!

¿Se puede usar la caja de arena como baño para perros?

Sí, los cachorros también pueden usar la caja de arena para satisfacer sus necesidades. La principal diferencia con los gatos es que, para ellos, esto no es un instinto natural, por lo que tendrás que entrenar a tu amigo para que identifique la caja como el lugar correcto para orinar y defecar. Además, es importante considerar que puede resultar difícil hacer que la mascota lo haga bien la primera vez, por eso es importante seguir el paso a paso con calma, paciencia y mucho cariño. También es necesario tener en cuenta que los perros necesitan cajas y arenales específicas, que son diferentes a las que utilizan los gatitos, por lo que es importante valorar si esta inversión se ajusta al presupuesto familiar en esos momentos.

Elegir una caja de arena para perros: el precio puede variar

Elegir la arena para perros y la caja adecuada para el tamaño de tu amigo no tiene por qué ser una tarea difícil, solo sigue unos sencillos consejos. En primer lugar, necesitas encontrar una caja que sea cómoda y resistente y que tenga el tamaño adecuado según el tamaño de tu cachorro, ya que necesita poder girar 360 grados en su interior. La caja de arena para perros no puede ser tan alta, para que pueda entrar solo y no tan baja como para ensuciar el suelo y a su alrededor cuando lo necesite. Existen algunos modelos tradicionales y económicos fabricados con plástico reforzado, pero también es posible encontrar areneros para perros con función de “autolimpieza”, que puede ser una buena opción si puedes invertir más dinero y necesitas un modelo práctico en casa.

¿Cómo elegir la arena más adecuada para perros?

Además, es importante buscar arena para mascotas para perros, que sea específica y diferente a la que se usa con los felinos. No intentes usar arena para gatos con tu amigo, ya que desprende un olor desagradable para los perros y puede interrumpir el proceso de aprendizaje. Lo mismo ocurre con los tipos de arena perfumada, que pueden provocar alergias e irritaciones en la piel del animal. Ante la duda lo mejor es elegir opciones neutras, que suelen estar compuestas por arcilla o carbón activado y tienen granos de mayor tamaño, facilitando la absorción. Para evitar el mal olor en el espacio que sirve como inodoro para perros, intenta colocar un poco de bicarbonato de sodio en el fondo de la caja.

Cómo enseñarle a un perro a hacer necesidades en la caja de arena

1) Encuentra el lugar adecuado dentro de la casa para usarlo como baño para perros.

Aunque parece un desafío a primera vista, enseñar a los perros a hacer necesidades en la caja de arena es más simple de lo que parece, después de todo, los perros aprenden fácilmente nuevos comandos. El primer paso es encontrar el lugar de la casa que sea ideal para servir como baño para perros, y que esté preferiblemente alejado de la comida y el agua. Busca un espacio donde el perro pase mucho tiempo y tenga fácil acceso, pero que sea discreto y fuera de la vista de todos.

2) Observa las señales que da cuando quiere orinar o defecar

Cada animal muestra algún signo de que es hora de hacer sus necesidades, por lo que debes buscar estos signos para comenzar a guiar a tu amigo hacia la caja de arena. Además, coloca un periódico mojado con el pipí de perro cerca de la caja, porque esto hará que asocie ese lugar con un espacio donde puede hacer sus necesidades.

3) Establece una orden para señalar la caja de arena

Una vez que tu cachorro está acostumbrado a la caja de arena para perros, es importante elegir una palabra o frase corta para asociarla con el acto. “Caja” o “Pipi en la caja” son algunos ejemplos que puedes utilizar para ayudar a tu amigo a asociar el objeto como el lugar correcto para hacer las necesidades.

4) Usa refuerzos positivos cuando enseñes al perro a usar la caja de arena.

Al observar que la mascota está golpeando la caja al escuchar la orden, es buena idea recompensarlo con una golosina para perros, así se estimula un refuerzo positivo que muestra al animal que debe seguir haciendo las necesidades dentro de la caja de arena del perro. Se paciente y evita regañarlo cuando cometa un error. Poco a poco notarás que se está acostumbrando al nuevo hábito.

 

Marco

Escrito por Marco

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comida Light, ¿en qué casos se recomienda?

Collar Muffin’s para perro ciego